Director de la FERI presionaba a exagente para ingerir bebidas alcohólicas

Miguel Ángel Maya Alonso

El director del grupo Fuerza de Reacción Inmediata (FERI) Teófilo Ruiz Carmona, de la Agencia Estatal de Investigaciones (AEI) presionó a una de sus agentes para que lo acompañara a ingerir bebidas alcohólicas, así lo demuestran conversaciones telefónicas que la agraviada grabó.

La afectada, Lucero Ayerim Contreras Alceda, exagente de la FERI, renunció el 31 de enero luego de denunciar acoso sexual, por parte de sus superiores y compañeros, ante lo cual los altos mandos de la Fiscalía General del Estado no han tomado cartas en el asunto.

“Oye, ¿si vas a venir? ¿dónde estás? No ya no vas a venir, llevas como 20 minutos en que te cambias y no te cambias. ¿Te vas a cambiar de cuarto o de qué?”, se escucha en una llamada que le hizo Ruiz Carmona a Contreras Alceda, quien afirma que iba a esas reuniones por miedo a perder su empleo.

La afectada acudió a las oficinas de la Defensoría de los Derechos Humanos del Pueblo de Oaxaca, en donde se inició el expediente DDHPO/1038/(01)OAX/2019. Además, interpuso una demanda penal ante la Fiscalía Especializada para la Atención a Delitos Contra la Mujer por Razón de Género, en donde se abrió la carpeta de investigación 17679/FMUJ/USEX/2019.

“¿Vas a venir? Júralo, ¿en qué tiempo llegas?, que vayan por ti. Dicen que vayan por ella”, se escucha en otro fragmento de la llamada, en donde le insisten a la exagente que asista a una de las constantes fiestas que realizan los agentes.

“Es muy seguido que tomen en la base, que es en el Hotel María Inés”, afirma Contreras Alceda, “las últimas veces ya de plano les decía no y no, y pensaba que ya que me corran si así lo quieren. Pero lo que hicieron fue hostigarme laboralmente, es decir, no me dejaban ni descansar.

Dijo que luego de salir de la FERI sufrió amenazas, “llegué al a Fuerza Especial de Reacción Inmediata, dependiente de la Fiscalía General del Estado, por un conocido”, narra la afectada, “al poco tiempo de ingresar comencé a sufrir de acoso, querían faltarme al respeto y lo hicieron, sufrí humillaciones. Tocaban partes de mi cuerpo que yo no se los permitía”.

Ayerim permaneció en el grupo durante un año y cuatro meses, a donde renunció el 31 de enero del año en curso, “me amenazaron con hacerle daño a mi papá. Me hicieron una llamada telefónica y también a mi padre en donde nos dijeron que dejara de hablar cosas que nos son, y que ya sabían dónde vivía”.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s